Martin Luther King Jr., es un ejemplo de vida

“Si hubiera uno así que liderara

a la comunidad hispana…”

 

Houston (Texas).- “Los hispanos deberíamos tener una figura así, porque nosotros no tenemos a nadie que luche por nosotros, que nos apoye, nosotros somos muy chambeadores, y ayudamos mucho a este país, pero no hay nadie que nos represente, por eso creo que a nosotros nos hace falta uno como ése…”.

Alfredo Gómez se refiere a Martin Luther King Jr., quien cambió el rostro social de Estados Unidos al detener la discriminación contra la comunidad afroamericana.

Sin pretender imitar alguna de las famosas citas de Luther King, como la que dice “hemos aprendido a volar como los pájaros y a nadar como los peces, pero no hemos aprendido el sencillo arte de vivir juntos como hermanos”, Gómez considera que “si una figura así nos representara y si nosotros fuéramos tan unidos como la comunidad afroamericana, a los latinos en Estados Unidos se nos acabarían los problemas”.

Aniversario de Luther King

En todo Estados Unidos, incluido Houston, el 16 de enero se celebra el 82 aniversario del nacimiento del pastor baptista, defensor de los derechos civiles, hijo del ministro baptista del mismo nombre, seguidor de la ideología de Mahatma Gandhi.

Luther King Jr. estudió teología en la Universidad de Boston, y convertido en pastor baptista, en 1954 se hizo cargo de una iglesia en la ciudad de Montgomery, Alabama, aunque desde antes tomó conciencia de la segregación racial que vivía la comunidad afroamericana en Estados Unidos.

Gómez, licenciado en Sociología de la Universidad Nacional Autónoma de México, y con estudios básicos en teología, pero que trabaja conduciendo un taxi, coincide con Luther King en cuanto a que el estudio es la base del progreso de una sociedad y, admirador suyo, cita una de sus frases: “Nada en el mundo es más peligroso que la ignorancia sincera y la estupidez concienzuda”.

Apoyado en su ideología basada en Gandhi, y en sus frases como “de mi formación cristiana he obtenido mis ideales y de Gandhi la técnica de la acción”, Luther King quiso luchar por la defensa de los derechos civiles con métodos pacíficos.

Sus primeras acciones

Uno de los momentos clave en la vida de Luther King Jr. como activista, sucedió en 1955, cuando después de concluir su día de labores, Rosa Parks, una costurera afroamericana de Montgomery, abordó el autobús como todas las tardes de regreso a su casa.

El camión se llenó enseguida y el conductor ordenó a Rosa y a otros tres afroamericanos que cedieran sus asientos a los blancos. Ellos obedecieron, pero Rosa permaneció sentada, lo que motivó que la sacaran a la fuerza y la arrestaran por no acatar las normas de los autobuses de Montgomery, que obligaban a los afroamericanos a subir por la puerta delantera, pagar, y si encontraban un asiento libre y se sentaban, debían cederlo a algún pasajero blanco. Rosa fue juzgada y multada con 14 dólares.

Fue el hecho que encendió las acciones de Luther King Jr., quien organizó y dirigió un boicot de casi un año contra la segregación en los autobuses municipales, su influencia se extendió rápidamente por todo el país, y asumió la dirección del movimiento pacifista estadounidense, primero a través de la Southern Cristian Leadership Conference, y más tarde del Congress of Racial Equality.

En su primer discurso para dar a conocer el motivo del boicot, dijo que “nos hemos reunido para decirles a aquellos que nos han mortificado durante tanto tiempo, que estamos cansados de la segregación, de las humillaciones y de la opresión. No tenemos otra salida que la protesta”.

El boicot significaba que ninguno de los participantes abordaría autobuses hasta que obtuvieran los mismos derechos que los blancos.

Durante el tiempo del boicot no hubo un solo acto de violencia, porque Luther King Jr. predicaba con frases como “la violencia no es el remedio, tenemos que enfrentar al odio con el amor”.

Encarcelan a Luther King Jr., pero logra acceso a las bibliotecas

En 1960 aprovechó una manifestación espontánea de estudiantes afroamericanos en Birmingham, con la que daba inicio una campaña nacional.

En esa ocasión la policía lo detuvo y encarceló, posteriormente fue liberado por la intercesión de John F. Kennedy, entonces candidato a la presidencia de Estados Unidos, pero logró para los negros la igualdad de acceso a las bibliotecas, los comedores y los estacionamientos.

Ante la cada vez más creciente influencia y protagonismo en la política de Estados Unidos, Luther King Jr. pronunció el 28 de agosto de 1963 su discurso más célebre, en Washington, ante unas 250.000 personas, y que posteriormente se convirtió en la bandera de su lucha.

“Tengo un sueño de que, un día, esta nación se levantará y vivirá el verdadero significado de su credo. Sostenemos como verdades evidentes que todos los hombres nacen iguales.

“Tengo un sueño de que mis cuatro hijos un día vivirán en una nación donde no se les juzgará por el color de su piel, sino por su carácter…

“Esta es nuestra esperanza. Con esta fe podremos, de una montaña de desesperación, labrar una piedra de esperanza.

“Con esta fe podremos transformar el cencerreo discordante de nuestra nación en una hermosa sinfonía de hermandad.

“Con esta fe podremos trabajar juntos, orar juntos, luchar juntos, ir juntos a prisión, escalar en lo alto en busca de nuestra libertad, sabiendo que un día seremos libres”.

Kennedy, que años antes lo había liberado de la cárcel, y ahora ya siendo presidente, lo recibió y se comprometió a agilizar su política contra el segregacionismo en las escuelas y a evitar el desempleo que afectaba principalmente a la comunidad afroamericana.

Pero inmerso en su lucha, Luther King Jr , Premio Nobel de la Paz 1964, tuvo un final trágico el 4 de abril de 1968, al ser asesinado en Memphis por James Earl Ray.

Durante sus funerales, en la iglesia Edenhaëser de Atlanta, la violencia se extendió por todo el país, y Earl Ray, detenido por la policía, aceptó culpabilidad del asesinato y fue condenado con pruebas circunstanciales, aunque años después se retractó.

A 82 años de haber nacido y 43 de su deceso, Estados Unidos se prepara para recordar la fecha de su nacimiento, cuando el lunes se lleven a cabo una serie de eventos en el centro de la ciudad.

A partir de las 10:00 de la mañana se llevará a cabo el XVIII desfile anual en las calles del centro de la ciudad, para cubrir un recorrido de una milla, en la que participarán 30 bandas musicales de todo el país y 15 carrozas, para mayor información se puede comunicar al 713 953 1633 o revisar el sitio electrónico http://www.mlkgrandeparade.org/

Gómez considera que el pastor baptista, defensor de los derechos civiles, “es uno de los grandes personajes de la historia, y que pocas veces se repiten”, dice que no participará en el desfile “porque puede ser un buen día para trabajar el taxi”, pero subraya que la clave para terminar los problemas de la comunidad latinoamericana en Estados Unidos sería contar con un líder como él.

Dice que “mientras no lo tengamos, vamos a andar en la cuerda floja… pero si hubiera un Martin Luther King hispano…”.

You can skip to the end and leave a response. Pinging is currently not allowed.

Deja un comentario